Energía Del sol con encontronazo popular

//

Opción sustentable para ahorrar energía.

Tutoriales para la instalación de termotanques solares.

La firma SOLEVENTUS construída por Ginger Ofmann y Olivier Doncker importa y vende termotanques solares domiciliarios. Además dicta tutoriales para la instalación de equipos, que son donados a instituciones comunitarias.

comprar aire acondicionado barato

media parta de los hogares argentinos (5,4 millones, según el censo 2010 del Indec) no pueden entrar a la red de gas natural y tienen que calentar el agua para bañarse y cocinar recurriendo a elecciones más costosas que el tarifazo como son las garrafas; o bien más arriesgadas, como la leña o bien el carbón.

Para muchas de estas familias, el aprovechamiento de la energía del sol fotovoltaica (para generar electricidad) o bien termosolar (para calentar agua y climatización) es una alternativa técnicamente alcanzable y que podría hacer mejor su calidad de vida.

Tras numerosos años de trabajo en organizaciones sociales, Ginger Ofmann comenzó a investigar los resultados positivos de la energía termosolar como opción de inclusión para esos hogares sin ingreso a redes de gas natural. Y, a fin de 2014, con Olivier Doncker, técnico francés que había trabajado en energías renovables en su país, hicieron Soleventus, una compañía popular pensada en impulsar la utilización familiar de las energías renovables.

Los principios no estuvieron exentos de tropiezos, y los nuevos negociantes debieron mudar los proyectos de negocio sobre la marcha. De entrada, la intención era generar equipos de energía tanto del sol como eólica de baja capacidad. A poco de andar, se percataron de que los equipos eólicos de baja capacidad tenían adversidades mecánicas y requerían de una altitud poco recurrente en los hogares para trabajar bien, por lo que los descartaron y se enfocaron en esta primera instancia en la energía del sol.

Mas próximamente se percataron de que -por una cuestión de escala y disponibilidad de tecnología- les convenía importar de Asia más que fabricarlos en el país. “Fue un problema sustancial porque nuestra intención era hacer empleo local desde las renovables. Mas decidimos enfocarnos en la capacitación para la instalación y cuidado de estos equipos, que crean tanto empleo como su fabricación”, afirma Ofmann.

Sorteando óbices

De este modo, con una inversión inicial de o bien$s 30.000 (fondos propios), ordenaron la importación de una primera partida de termotanques solares. Y allí confrontaron una barrera agregada. “Nos rechazaron la DJAI (declaración jurada adelantada de importación, mecanismo de control del comercio exterior que estuvo vigente hasta diciembre de 2015), y debimos recurrir a otra compañía que, al tener saldo exportador, podía traer estos equipos de afuera”, cuenta la emprendedora.

En 2015 han comenzado a ordenar los tutoriales de instalación con los primeros equipos. Y aquí un contratiempo agregada: hay pocos expertos capacitados para instruir la instalación de termotanques solares, ya que, más allá de que es una tecnología muy divulgada en el planeta, en la Argentina su empleo es aún principiante.

Por el contrario, en el país existen muchos apasionados en aprender, por lo cual los tutoriales próximamente fueron un éxito. Los encuentros son por mes y también intensivos, de una día y media. Su valor cambia entre $ 900 y $ 1.300, introduciendo los materiales. Están liderados a electricistas, gasistas, obreros y algún persona con algún conocimiento técnico previo. Son principalmente prácticos, y se hacen en alguna institución social (escuela, comedor, club), donde se deja instalado el conjunto como donación.

Para conseguir la certificación de instalador autorizado, resulta necesario, aparte del curso, llevar a cabo dos instalaciones más como ayudante.

Alcanzables a todos

Los equipos que comercializa Soleventus tienen un valor aproximado de $ 7.500 (un termotanque familiar, de 150 litros). Para hacerlos más alcanzables a las familias, la firma da financiación en 12 cuotas con pago en línea mediante tarjetas de crédito. “En zonas donde la opción es adquirir garrafas, el repago de estos equipos se consigue en un par de años y tienen 15 de duración”, apunta Ofmann.

Según la región, los termotanques tienen la posibilidad de tener un empleo de nueve meses, y los tres que sobran su empleo debe complementarse con electricidad o bien gas de garrafa. “La tecnología usada, de cilindros de vacío, da más grande eficacia que la tecnología de placas llanas (en su mayoría usada por los desarrolladores nacionales de equipos), ya que tiene más grande aislación y mantiene por más tiempo el calor”, añade.

La emprendedora recalca que “como este es un negocio que recién comienza, siempre tuvimos un desarrollo positivo. Mas, a partir del actual año, con el incremento de las tarifas de gas, nos llega más consultas, tanto de particulares como de establecimientos comerciales y también industriales”.

La novedosa Ley de Energías Renovables, sancionada en 2015, establece que enormes individuos (shoppings y también industrias) tienen la obligación de integrar un 8% de energía renovable a su consumo eléctrico, sea desde la adquisición de esta clase de energía a Cammesa o bien generándola con elementos propios. En vista de este nuevo mercado, Soleventus empezó a importar termotanques de empleo industrial y a prestar capacitaciones para estos equipamientos.

La compañía medra basado en la reinversión de utilidades y está gestionando su certificación como compañía B. La meta es comercializar los equipos y llegar con los tutoriales a todo el país, sin dejar la iniciativa de crear termotanques solares y otros gadgets de energías renovables de forma local más adelante.

Para tomar en cuenta- Año de fundación: 2014.

– Usados: 2 asociados más enseñantes y también instaladores.

– Inversión inicial: o bien$s 30.000.

Fuente: compañía SOLEVENTUS

Nota:http://www.cronista.com/impresageneral/Energia-del sol-con-encontronazo-popular-20160817-0011.html

Deja un comentario

Call Now Button
Abrir chat